Ir a la barra de herramientas

2 de mayo, Día Mundial de las Contraseñas, ¿aún utilizas 123456?

El pasado día 2 de mayo, se celebró el Día Mundial de las Contraseñas. Aprovechando esta efeméride desde INCIBE nos recuerdan la necesidad de contar con políticas para la gestión de contraseñas en el ámbito laboral y porqué no también personal.

La contraseña es la primera barrera de defensa, ya que impide que alguien no autorizado pueda acceder a un servicio. Por ello, es esencial contar con una buena gestión de contraseñas para preservar la seguridad e integridad de la información a la que accedemos. Una contraseña proporciona una forma de probar la autenticidad de la persona que dice poseer ese nombre de usuario. La efectividad de un esquema basado en contraseñas recae en gran parte sobre varios aspectos:

  • La confidencialidad de la contraseña
  • La resistencia de adivinar la contraseña
  • La resistencia de la contraseña ante un ataque de fuerza bruta

Las contraseñas que efectivamente toman en cuenta estos problemas se conocen como contraseñas robustas, mientras que aquellas que no, se les llama débiles. Es importante para la seguridad de los centros crear contraseñas robustas. El siguiente artículo proporciona una guía con pautas y recomendaciones para conseguirlo.